sven-eluniversoLa comida ecuatoriana tiene una variedad que hace que incluso cocineros internacionales se enamoren de ella. Eso le ocurrió a Sven Hanne.

Este alemán de 34 años, chef ejecutivo del hotel Unipark, comenta que lo primero que conquistó su paladar en el país (al que vino porque su esposa es guayaquileña) fueron los cebiches y los secos, sobre todo por el nombre, ya que “no son nada secos, son bastante jugosos”.

“Eso y el arroz con pollo fue lo primero que aprendí a preparar de la comida ecuatoriana. Antes de llegar acá no conocía nada de ella”, apunta Hanne, quien agrega que lo que más trabajo le costó aprender fueron los bollos y las humitas, puesto que no le es tan fácil trabajar con el verde y el maduro, productos que en Alemania son escasos.

Algo que también le llamó la atención es la voracidad de los guayaquileños por el cangrejo y la forma de comerlos en las ‘cangrejadas’. Cuenta que en Manabí descubrió el corviche y también le encantó.

“La comida ecuatoriana se parece a la alemana en el sentido de que tienen muchos estofados y cocidos. También en la utilización de las papas, aunque allá hay una mayor variedad”, refiere Hanne y añade que la mayor diferencia entre estas gastronomías es que en Alemania predomina la carne y en Ecuador, exactamente en la Costa, los mariscos.

De lo tradicional guayaquileño le gusta comer el aplanchado con chocolate caliente e incluso la bandera por la mezcla de sabores que se tiene en un mismo plato, aunque declara que no es tan fan de la guatita. Todos estos platos los ofrece con su equipo en el festival Guayaquil tradición de sabores, que se realiza por las fiestas en el Unipark.

“La gastronomía ecuatoriana tiene una mayor variedad que otras de la región. Lo que creo es que aquí a veces hay muchas diferencias entre Sierra y Costa, que bloquean el poder hacer un mejor marketing. Y así pierden el hacer publicidad en la competencia con otros países, cuando al final todo es comida ecuatoriana”, afirma Hanne.

Fuente: Diario El Universo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *